Tags: Legal |

Portugal estudia obligar a la banca a informar de la remuneración probable de los estructurados


Las autoridades portuguesas se plantean obligar a los bancos a dar a los inversores la información necesaria sobre la probabilidad de los diferentes escenarios de los que depende la remuneración de los productos estructurados. La CMVM ha puesto en consulta pública la propuesta. Según publica Jornal de Negócios, el regulador aún no ha decidido el alcance de la consulta que estará abierta hasta el 19 de marzo.

Las autoridades portuguesas se plantean obligar a los bancos a dar a los inversores la información necesaria sobre la probabilidad de los diferentes escenarios de los que depende la remuneración de los productos estructurados. La CMVM ha puesto en consulta pública la propuesta. Según publica Jornal de Negócios, el regulador aún no ha decidido el alcance de la consulta que estará abierta hasta el 19 de marzo. Los productos estructurados asumen típicamente la forma de títulos de deuda cuya rentabilidad está asociada al desempeño de otros instrumentos financieros y al cumplimiento de determinadas condiciones. Estos factores, en la mayoría de los casos, acaban por comprometer la remuneración e incluso el capital, que no siempre está garantizado. La CMVM analizó nueve productos estructurados y, de media, presentaban una rentabilidad máxima del 13%. En la práctica, y dada la baja probalidad de lograr el escenario que llevaría a ese 13%, la rentabilidad más factible era, de media, del 0,59%. “Los escenarios más optimistas tienen una probabilidad de concurrencia muy baja, en algunos casos próxima a cero”, afirmó ayer Carlos Tavares, presidente del organismo regulador luso. Tavares destacó que “el grado de opacidad y complejidad de los productos estructurados no va a disminuir” a pesar a la creciente oferta en el mercado. Estos motivos son los que han empujado a la CMVM a valorar la obligatoriedad de que los bancos informen sobre la probabilidad de que se dé la rentabilidad condicional del producto. Según recuerda Jornal de Negócios, la CMVM es responsable de la aprobación previa de la publicidad de estos instrumentos financieros. Según el regulador, el peso de estos instrumentos en el total del ahorro de los particulares ha registrado un fuerte crecimiento mientras que el peso de los depósitos tradicionales se ha estancado o, incluso, ha descendido.