Tags: Legal |

Portugal endurecerá el régimen de las posiciones cortas


La CMVM está trabajando en un reglamento que obligará a todas las entidades que detenten posiciones a descubierto (short selling) en las empresas cuyas acciones se negocien en Eurolist por Euronext y en PEX a comunicarlo al supervisor del mercado portugués siempre que excedan del 0,2% del capital de esas empresas. En la actualidad, esta obligación sólo recae sobre las empresas del PSI 20 y respecto de posiciones que traspasen el umbral del 0,25% de su capital. En cuanto al deber de divulgación al mercado de las operaciones de short selling sobre acciones de instituciones financieras, se aplicará siempre que afecte al 0,5% del capital social y no al 0,25% como actualmente.

La reforma está en fase de consulta pública hasta el día 11 de junio y responde al compromiso asumido por los supervisores europeos para implantar un régimen europeo de transparencia sobre las posiciones cortas relativas a acciones antes de que se apruebe y entre en vigor a legislación europea sobre esta materia. Se trata de un régimen sugerido por el Comisté Europeo de Reguladores (CESR) a la Comisión Europea.

El proyecto portugués también establece que deberán comunicarse a la CMVM todos los aumentos y disminuciones de las posiciones superiores al 0,1% del capital social. En la actualidad sólo se comunica la “entrada” y la “salida” en dichas posiciones, pero no las variaciones. En el caso del deber de comunicación al mercado, pasan también a estar comprendidos los aumentos y disminuciones de posiciones superiores al 0,5% del capital.

Aunque se mantenga el deber de cálculo de las posiciones de short selling sobre el neto (compensando las posiciones cortas con las posiciones largas), esta cifra deberá calcularse por cada persona jurídica que tenga posiciones. Dejarán, por tanto, de ser admisibles los cálculos en los que se compensaban las diferentes posiciones que tenían entidades que se encuentran en relación de dominio o de grupo.

En el caso de los fondos de inversión y de las carteras individuales bajo servicios de gestión discrecional, el cálculo de la posición neta deberá hacerse a nivel de cada fondo o cartera. En cuanto a las instituciones financieras, el cálculo pasará a hacerse por área de actividad, expresamente, al nivel de cartera propia de negociación (trading) y de la cartera propia de compensación (hedging).

La no aplicación del régimen de transparencia de las operaciones de short selling a los market maker dejará de ser automática y pasará a depender de la notificación previa a la CMVM.

La CMVM pretende extender el régimen de transparencia de las posiciones cortas relevantes a otros instrumentos financieros, como los de deuda. De todas formas, el supervisor portugués aplaza esta decisión hasta que se conozcan las recomendaciones del CESR sobre esta materia. Asimismo, el supervisor luso recuerda que se mantiene la prohibición en Portugal de las operaciones de naked short selling.